×cookies

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Al interactuar con nuestra web, autorizas su uso. Más información en Política de Privacidad y Cookies.

¿Qué debes tener en cuenta si quieres internacionalizar tu negocio desde Internet?

Red de expertos

Red Expertos Arsys. Imagen.

Con el fenómeno de la globalización, el mercado es cada vez más amplio pero a su vez más competitivo, de modo que para mantener su volumen negocio o incrementarlo, muchas empresas recurren a la internacionalización. Abrir nuevas fronteras es, para muchas empresas,  una apuesta necesaria y atractiva para que una compañía aumente sus beneficios. Y hacerlo a través de Internet es una de las mejores y más eficiente opciones de acometer el primer gran paso de la internacionalización.


Así pues, si de verdad estás pensando en dar el salto al mercado internacional a través de la venta online,  tener en cuenta los siguientes consejos puede para garantizar una abertura a ultramar mucho más efectiva desde el principio y que podrás aplicar a tu estrategia de eCommerce de una forma sencilla:


Para empezar, deberías definir cuál quieres que sea tu ámbito de actuación geográfico. ¿El mundo entero? ¿Un continente? ¿Una región? ¿Varios países? La internacionalización de tu negocio puede ser tan amplia como lo sean tus ambiciones y las de tu negocio.


Una vez definido el marco geográfico, será imprescindible tener en cuenta los aspectos culturales y detalles locales del mismo, ya que pueden ser muy útiles para mejorar tu web. Aplicar un dominio regional o configurar tu web internacional, pero con toques locales puede ser una baza a tu favor. Puedes incluso limitar la contratación en función del país desde el que accedan tus clientes y redirigirlos a una web local, o si acceden desde un país en el que no tienes presencia específica, remitirlos a un dominio general.


Dicho lo cual, hay dos tipos de dominio: los genéricos como .com o .net, y los territoriales como .es en España o .fr en Francia. Lo ideal es que el dominio sea territorial porque suele generar mayor confianza en el comprador y, además, Google posicionará mejor la web y los contenidos locales en el buscador.


En línea con lo anterior, es importante que aparezca el nombre de tu empresa bien claro en el dominio y se corresponda con tu marca, para que guarde una identidad que el cliente pueda asociar rápidamente a tu negocio y confíe en la compra.


Otro aspecto cultural que no se nos puede pasar por alto es el idioma de la web. Siempre es recomendable dirigirnos al receptor en su propio idioma, por lo que debemos optar por soluciones multi-idioma que nos permitan comunicarnos con clientes de cualquier parte del mundo y, por supuesto, también es aconsejable disponer de una versión en inglés. Por otra parte, si no cuentas con una versión específica  en el idioma local, es más que probable que pierdas puestos en tu posicionamiento SEO y, en al camino, algunos clientes.


Sea como sea, lo que no puede fallar es la localización. Haz lo posible por transmitir una sensación de cercanía y localidad. Así, por ejemplo, realizar promociones con temática nacional y aprovechar fechas relevantes de cada uno de los mercados en los que operas, puede mejorar tanto tu volumen de ventas como el engagement con el comprador.

 

Además, los métodos de pago de tu plataforma eCommerce tienen que ser fiables y tener sentido dentro del nuevo país en el que te estás asentado. Presentar una variabilidad de métodos de pago, tanto internacionales como locales, generará confianza en tu cliente y te asegurará éxito. Igualmente, te tendrás que informar de los impuestos y aduanas para determinar una buena estrategia de precios.


Por otro lado, es importante pensar en la logística y los gastos de envío en el país de destino para ser lo más competitivos posible. Puedes optar por un transportista local que haga envíos a tu destino internacional, o en cambio, llegar a un acuerdo con un socio en el país que lleve a cabo los envíos a través de su transportista local.


Entrando en el terreno del presupuesto, la estrategia de marketing que emplearás va a influir en los resultados de tu internacionalización. Así, una buena campaña de marketing SEO y de marketing SEM puede ser determinante: atraerá tráfico hacia tu nueva tienda y conseguirás tus primeros compradores de un modo más fácil. Posteriormente, podrás fidelizar a tus clientes con newsletters o con cupones de fidelización que inviten a seguir comprando. A este respecto, si vamos a abrir un flujo de comunicación con nuestros clientes, por supuesto tendremos que tener en cuenta aspectos como las diferencias horarias, para poder enviar y responder a las comunicaciones en horarios acordes a los clientes de cada región.


Las Redes Sociales son hoy en día una oportunidad excelente para darse a conocer en un nuevo país. Pero, de nuevo, tendrás que tener en cuenta que no en todos los países cuentan con la misma aceptación entre los usuarios. En Asia, por ejemplo, cuentas con Redes Sociales locales que, en muchos casos, cuentan con mayor volumen de usuarios que otras más populares a nivel global. En este sentido, también es conveniente que hagas un estudio de los marketplaces de comercio electrónico que mejor funcionan en cada país o de los directorios más visitados, así como tener en cuenta las apps específicas de cada región. Hay apps muy populares en un país, que no tienen por qué tener gran aceptación en otro mercado.


Llegados a este punto, puede que lo que te esté preocupando sean los costes. No obstante, si tu presupuesto es limitado, el Cloud Computing es tu solución. Bajo este modelo, los proyectos IT, como una plataforma de eCommerce, no requieren de grandes inversiones. Existen soluciones Cloud de comercio electrónico económicas, fáciles de gestionar y rápidas de implementar con las que podrás poner en marcha y manejar una plataforma digital de comercio electrónico por ti mismo, sin necesidad de grandes presupuestos, ni grandes conocimientos informáticos.


Por último, no puedes perder de vista pequeños detalles que son esenciales. Una atención al cliente personalizada, cuidar las opiniones y valoraciones de tu empresa en Google o mostrar sellos de confianza o de certificación internacionales son también aspectos que pueden ayudar a la internacionalización de tu negocio.

 

Información sobre arsys: www.arsys.es, el blog de Arsys, Twitter (@arsys) y en las páginas de Arsys en Facebook, Google+ y LinkedIn.

 

 

Autodiagnóstico online¿Estás preparado para utilizar mercados electrónicos?

Autodiagnóstico online
Es necesario estar registrado como Empresa Española e iniciar sesión para acceder